Pequeñas enseñanzas

Saludos, lamento el post personal pero creo que les debo una explicación de mi falta de actividad en últimas fechas, debido a varios asuntos personales que van desde salud personal, salud familiar y la pérdida de una mascota quien dio nombre a mi twitter handle he estado algo apático y deprimido.

Ha esto debo de agregar que luego me es difícil poder tocar un tema porque lo considero fácil u obvio (y claro como ya varios me han dicho algo que uno considere obvio o normal para otros puede no serlo), también he recibido la crítica de que el blog no es tan técnico como quisieran... debo decir que nunca fue mi enfoque ser sumamente tecnico ya que quiero llegar al mayor número de personas posibles aunque intento dejar información y enlaces a blog post o información por si gustan indagar.

Pero quería hablar de ¨Mancha¨ (tanto por su pelaje como porque era un poco agresiva con otros huroncitos) la cual fue mi fiel mascota a la cual seguramente no le importe mas haya de ser su juguete. Ella fue mi tercer hurón, el hurón es una mascota no típica como lo son el perro y el gato, a la vez es una mezcla del comportamiento de ambos, puede ser muy sociable y a la vez independiente, entre sus cualidades es que duermen mucho y ser muy activos cuando están despiertos con una curiosidad que raya en lo suicida, una vez que algo llega a sus mentes harán lo imposible por hacerlo aunque hagan lo mismo y fracasen cientos de veces lo seguirán intentando, luego los veras contemplando y buscando otro plan (y bastante rebuscado) para lograrlo, creo que esta cualidad es de lo que más me fascina de estos animalitos, el poder fracasar 100 veces y seguir intentando hasta lograrlo, cuando uno se da por vencido sin intentarlo un par de veces, como pueden cambiar su actividad pero vuelven más tarde intentando de otra manera o haber si hubo un cambio, están pendientes de su entorno y ver si algo les facilita lo que quieren lograr y lo logran.

El cáncer hizo que se fuera antes de lo que esperaba, en parte estoy feliz que haya sido de esta manera pues quedó dormida sin dolor, al final aún podía caminar, subir y jugar por lo cual siento que dentro de todo tuvo una buena vida y le agradezco el tiempo que paso con mi familia, la energía que nos compartió, las risas que nos causó al igual que ella tendremos que seguir adelante, que te diviertas preciosa en el otro lado del arco iris.

Comentarios